lunes, 19 de octubre de 2009

La Leyenda de Dalymarth

Hoy, buscando en mi armario unos papeles, di con un viejo cuaderno de esos en que acostumbraba a escribir historias cuando estaba en el secundario. En este, sin embargo, no había escrito un cuento ni una novela: es la planificación de una historieta de diez capítulos. Se llama ‘La leyenda de Dalymarth’ y está todo, su cabecera, un garabato del prólogo, el esquema de la historia, los árboles genealógicos de los personajes y el guión escrito de un capítulo y medio con las distribuciones de cuadritos.

Ya no recordaba nada de esta historia, excepto el nombre de un par de personajes, y me sorprendió mucho leerla, y aún más el que me guste tanto. Me dieron ganas de terminarla y dibujarla.

Obviamente, eso no es tan fácil. La planificación de ‘Fugitivos de Las tinieblas’ no está terminada, y el dibujo de ‘La máscara de Norei’ tampoco. Es una lástima que estas cosas tomen tanto tiempo.

Lo que más curioso me pareció de leer este guión, es que guarda el estilo de esa época en que yo escribía intentos de novela (antes de que mi cerebro se cociera a fórmulas): es completamente impredecible, liado y lleno de eventos simultáneos que resultan invisibles para el lector hasta que las consecuencias afectan a la historia principal. Además, los personajes rozan la incoherencia xD tuve que pensar bastante para entender por que reaccionaban como lo hacían, y a veces no lo entendí hasta que leí mi propia explicación.

La razón por la que había dejado ese guión sin terminar y abandonado en el guardarropa es muy simple: me pareció demasiado conflictivo. Me resultaba destructivo escribirlo, en esa época, por que los sentimientos de los personajes (que dejan mucho que desear) me afectaban a mi. Eso es algo que ya no me pasa, no se si por que ya no escribo tan bien o por alguna clase de barrera mental (aunque siempre sospeché que se trata de lo primero).

La historia se trata de Thafirial Darze Arseniem, un pequeño elfo con un nombre largo, ridículo y difícil de recordar, que es nieto de un elfo legendario al que recuerda con profunda admiración. Lamentablemente, ese elfo legendario era cruel y malvado y lo único que quería en la vida era poder.

A partir de ahí nace la historia principal, en la cual Thafirial (Thafy, para los enemigos) busca descubrir los secretos del cetro que ha heredado de su abuelo, secretos que resultan ser algo totalmente distinto de lo que él (y cualquiera –.-) esperaría.

Las historias (o incidentes) secundarios se derivan la complicadísima red de desastres que se general de la antirelación de Thafirial con su sociedad, familia, amigo (en singular) y compañeros de clase, quienes tienen que sufrir su personalidad egocentrico-maníaca-perversa y ni siquiera sospechan la forma de razonar que tiene el personaje (muy retorcida para este mundo xD ) así que son incapaces de comprenderlo y se limitan a intentar aplacarlo como sea (algo perfectamente humano y comprensible).

El nombre de la historia proviene de un elemento secundario que acaba volviéndose principal en los últimos capítulos.

Espero poder dibujar esta historia en un futuro cercano :)

2 comentarios:

  1. La verdad es que esta sinopsis es intrigante y te deja con ganas de más. Yo también espero poder verla dibujada algún día, aunque ya sé el trabajo que lleva terminar los proyectos en curso.
    Ánimo y suerte.

    ResponderEliminar
  2. Tengo la esperanza de acabar Norei este año, así que tal vez pueda comenzar con esto a mitad del año próximo :D
    gracias por tu comentario ^^

    ResponderEliminar

Recuerda escribir con calma, no se puede editar los comentarios enviados.

Seguidores

Network